• 19 de octubre de 2021 08:34

Últimas noticias de Ossa de Montiel

Turismo Campo de Montiel

Turismo en el Campo de Montiel

Turismo en el Campo de MontielMucho que ver pero más por descubrir… Historia, Tradición, Gastronomía, Naturaleza, Arte y Cultura, Sus Pueblos, Su Gente…. ¿Te lo

Gigante de Ruidera 2021

Gigante de Ruidera 2021

Un ultramaratón (250 Km.) y una maratón (125 Km.) conforman la ‘Gigante de Ruidera’, una cita ineludible en Ossa de Montiel para los amantes de

Recursos Históricos, Culturales y Sociales de OSSA DE MONTIEL

Vista de Ossa de Montiel

Ossa de Montiel fue fundada por los romanos en el valle de San Pedro, con el nombre de «Caput Fluminis Anae», aunque debido al descubrimiento de restos arqueológicos en estas tierra, se cree que otras civilizaciones como los musulmanes, visigodos y berberiscos, han pasado por ellas.

Ossa de Montiel ha estado poblada desde los más remotos tiempos. En la zona se han hallado restos de las primeras industrias líticas del Paleolítico Inferior- Achelense y del Musteriense, así como una significativa presencia Eneolítica, que resulta especialmente interesante para el prehistoriador.

En el S.XII se levantó el histórico «Castillo de Rochafrida». Esté fue tomado primero por Alfonso VII y después por los almohades hasta su nueva reconquista por los cristianos. Años después el castillo pasó a manos de la Orden de Santiago quedando en absoluto abandono en tiempos de Isabel y Fernando.

Extensión: 243,50 km²
Habitantes: 2307 (INE 2019)
Densidad: 9,9 hab./km²
Tlf. Ayuntamiento: 967 377 000
Web del Ayuntamiento
C.Postal: 02611
Ubicación: 38°57′45″N 2°44′43″O
Gentilicio: Oseño-a (Corchete-a, coloquial)
Patrón: San Miguel Arcángel

Recursos Históricos, Culturales y Sociales de OSSA DE MONTIEL

Ossa de Montiel fue fundada por los romanos en el valle de San Pedro, con el nombre de «Caput Fluminis Anae», aunque debido al descubrimiento de restos arqueológicos en estas tierra, se cree que otras civilizaciones como los musulmanes, visigodos y berberiscos, han pasado por ellas.

Ossa de Montiel ha estado poblada desde los más remotos tiempos. En la zona se han hallado restos de las primeras industrias líticas del Paleolítico Inferior- Achelense y del Musteriense, así como una significativa presencia Eneolítica, que resulta especialmente interesante para el prehistoriador.

En el S.XII se levantó el histórico «Castillo de Rochafrida». Esté fue tomado primero por Alfonso VII y después por los almohades hasta su nueva reconquista por los cristianos. Años después el castillo pasó a manos de la Orden de Santiago quedando en absoluto abandono en tiempos de Isabel y Fernando.

Ya en época medieval y tras la conquista cristiana, el rey Enrique I donó la heredad de la Ossa a don Suero Téllez de Meneses. Tanto Fernando III como Alfonso X constatan la escasa población de la zona. A mediados del siglo XIII, la villa se convierte en encomienda de la Orden de Santiago

El miedo a las incursiones musulmanas y la existencia de bandolerismo mantienen una escasísima densidad de población que se prolonga hasta bien entrada la Edad Moderna.
Con ocasión de las Guerras de las Comunidades, Carlos I envió una compañía de tropas suizas brutal e indisciplinada que arrasó Ossa de Montiel. Buscando refugio, sus habitantes huyeron a los montes cercanos; a su regreso sólo encontraron ruinas. Nuevos episodios bélicos marcaron la vida de esta villa durante la Guerra de la Independencia.

Esta villa perteneció a la Orden de Santiago hasta el S.XIX, bajo dependencia de la encomienda mayor de Montiel.

Es el municipio más occidental de la provincia de Albacete, perteneciente a la comarca del Campo de Montiel y en plena ruta del Quijote. Situado a 901 metros de altitud y 24000 hectáreas de término, de las cuales 15000 son ocupadas por romero, encina, sabina, enebro, etc., en su término también se encuentran nueve lagunas y media de las quince que hay el Parque Natural “Lagunas de Ruidera”.

La vid, el cereal, la abundante caza menor, (conejo, liebre, perdiz roja) y su infraestructura turística son sus principales recursos económicos.

Especial mención merece la antigua ermita de San Pedro; en sus proximidades se encuentra el romanceado Castillo de Rochafrida y la famosa cueva de Montesinos, en cuyo interior, Míguel de Cervantes; nos sitúa los capítulos XXII-XXIII, de la segunda parte de Don Quijote de la Mancha.

En la Edad Media, tras la Reconquista cristiana de la zona, una serie de pueblos entre los que se encuentra Ossa de Montiel constituyen el denominado Campo de Montiel bajo la Orden de Santiago. La historia de este término estará unida a dicha orden hasta finales del siglo XIX. A Ossa de Montiel se le concedió el titulo de Villa junto a otros pueblos del Campo de Montiel y confirmada su “Carta Puebla” por el infante D. Enrique I de Castilla, el 28 de septiembre de 1410. Este hecho se representó mediante el levantamiento del rollo o picota que todavía se conserva.

(Fuente: Ayuntamiento de Ossa de Montiel)

Ossa de Montiel fue fundada por los romanos en el valle de San Pedro, con el nombre de «Caput Fluminis Anae», aunque debido al descubrimiento de restos arqueológicos en estas tierra, se cree que otras civilizaciones como los musulmanes, visigodos y berberiscos, han pasado por ellas.

Antecedentes Históricos de OSSA DE MONTIEL

Durante seis siglos fue parte del antiguo Campo de Montiel: desde comienzos del siglo XIII, tras la Reconquista de este territorio y hasta 1833, tras el decreto del ministro Javier de Burgos cuando se produce la división provincial vigente hoy en día. Se crea, pues, la provincia de Ciudad Real . Se tomará como base dos de los tres partidos en que se dividía la antigua provincia de La Mancha, el Partido de Almagro, Orden y Campo de Calatrava, y el de Villanueva de los Infantes de la Orden de Santiago. De este último pasa la localidad de Ossa de Montiel a la nueva provincia de Albacete, y del partido de Alcaraz, donde estaba incardinada Villanueva de la Fuente, pasa esta, a su vez, a la nueva provincia de Ciudad Real como un intercambio de territorios. Entonces se convirtió en el único municipio del Campo de Montiel que se integró en la provincia de Albacete, mientras que el resto pasaron a formar parte de la provincia de Ciudad Real.

El 23 de febrero de 2015, a las 17:16 hora local, la localidad fue el epicentro de un movimiento sísmico producido a 15 kilómetros de profundidad.2​ El temblor registró una magnitud 5,2 en la escala de Richter y de intensidad 4 en la escala de Mercalli, durante una duración de casi cinco segundos.2​ El temblor se dejó sentir en el centro peninsular (Morata, Tielmes, etc.), sin que se registraran daños humanos ni materiales.2​

El 20 de septiembre de 2019, la localidad fue golpeada por una fuerte tormenta causando así graves destrozos e inundaciones en gran parte del municipio.

Patrimonio de OSSA DE MONTIEL

Dentro del casco urbano de la localidad se sitúa la iglesia parroquial de Santa María Magdalena, Iglesia parroquial de finales del Gótico principios del S. XVI, pese a su aparente arcaicismo, constituido por una planta rectangular, arcos de diafragma transversales, cubierta de madera de tradición mudéjar y coro alto a los pies sostenido por dos columnas. La fachada principal está rematada por una curiosa espadaña que sirve de campanario, que se abre a la portada en arco de medio punto y alfiz.

La Cueva de Montesinos, famosa por ser el escenario de uno de los capítulos de Don Quijote de la Mancha, se encuentra situada en un camino de Ossa de Montiel a 6 Km del municipio y a 14 Km de Ruidera, muy cerca del Castillo de Rochafrida.

A la izquierda de la gruta se halla una oquedad que se conocía con el nombre de sala de «los Arrieros» porque durante muchos años la gente que trabajaba en esta zona, (campo, ganadería) encontraba aquí refugio en las inclemencias del tiempo.

Es una pequeña cueva kárstica de muy poca profundidad, unos 80 m, originada por el proceso de disolución que las aguas de lluvia han originado en el roquedo de la zona, a la que se llega después de descender por una estrecha y empinada rampa. En su interior existe un pequeño lago de aguas oscuras, y los techos poseen estalactitas. Próxima al “umbral”, al la izquierda, está el hueco “portal” que es un habitáculo natural suficientemente amplio como para dar cobijo a personas. A partir de la mitad de la cavidad aparece la zona más amplia, conocida como la «Gran Sala», de cuyo techo han sido encontrados, un centenar de murciélagos, ausentes en este medio durante años. Pero lo que si se ha hallado son restos de útiles, que manifiestan la actividad humana desde tiempos remotos, como cuchillos, puntas de flecha de sílex, hachas pulimentadas…

Conviene que quien se decida a descender a la gruta, lo haga acompañado de guías. Se recomienda ir provisto de linternas y calzado cómodo, pues existen algunos pasos dificultosos y peligrosos.

El principal valor de esta cueva es el literario y esto se lo debe en parte al romancero y al Castillo de Rochafrida, ya que es en esté donde se encuentra el origen del romancero de la provincia de Albacete.

Miguel de Cervantes nos situó en su interior los capítulos XXII-XXIII, de la segunda parte de su genial obra «D. Quijote de la Mancha», en los que nos narra el mayor encantamiento de la literatura española, en el cual el mago Merlín tiene encantadas a más de quinientas personas, entre ellas el noble Montesinos, Doña Ruidera con sus siete hijas y dos sobrinas, el caballero Durandarte, junto con su escudero Guadiana,(…)

A unos 7 km. de la población se encuentra el Castillo de Rochafrida, que contiene restos de obra claramente visigodos, parece que fue reconstruido durante la época musulmana en el siglo XII. El castillo, aunque ya en estado de ruina progresiva, sigue teniendo un alto valor histórico.

La mayor parte del Parque natural de las Lagunas de Ruidera pertenece a este municipio. (Ver más sobre las Lagunas de Ruidera)

El Rollo o Picota está situado en el jardín de «Nuestra Historia», calle, Norte.

Ossa de Montiel recibe el titulo de villa el 28 de septiembre de 1410 de manos del infante D. Enrique (hijo del rey Fernando de Aragón). Este hecho se representa con la construcción del denominado Rollo o Picota que es símbolo de jurisdicción del pueblo.
(Características: talla de piedra de 5 metros de altura en forma de columna; sobre una base de 4 peldaños con forma cilíndrica).

La Ermita de San Pedro.- Está situada junto a la carretera de S. Pedro, en el paraje denominado con el mismo nombre, es zona de peregrinación y culto desde muy antiguo. Edificada sobre los restos de una antigua ermita visigoda con planta de cruz latina, la anterior fue destruida en la guerra civil y la actual se construyo en los años cincuenta. En su interior se encuentra la imagen de S. Pedro de Verona, al que se le hacen dos romerías una el domingo de resurrección, en la que es traído al pueblo por los quintos y otra el 29 de abril en la que es llevado de nuevo por las mujeres del pueblo a hombros a la ermita.

El Castillo de ROCHAFRIDA

El Castillo de Rochafrida se encuentra a 7 kilómetros de Ossa de Montiel, en la provincia de Albacete, en las Lagunas de Ruidera, siendo la más cercana la Laguna de San Pedro.
Para llegar a él hay que tomar la carretera de las Lagunas de Ruidera cerca de la Cueva de Montesinos. Desde esta carretera sale un camino a la izquierda que lleva hasta el castillo.

Castillo de origen musulmán, construido a finales del siglo XI y principios del XII, que pasó a manos cristianas tras la batalla de las Navas de Tolosa en 1212.
Probablemente este castillo cayó en manos cristianas a raíz de la conquista cristiana de los castillos de Alhambra y Peñarroya (entre 1198 y 1200), y de la toma de la plaza de Alcaraz en 1213, por los caballeros de la Orden religioso-militar de Santiago. Sería por entonces, cuando se le denominaría con el nombre de San Felices, en honor a San Félix de Valois, eremita francés que, junto con San Juan de la Mata, en 1197, con autorización de Inocencio III, fundaron la orden de los Trinitarios, que tenía como único objeto el rescate de cristianos.
El 26 de abril de 1216 Enrique I de Castilla (el rey niño) lo entregó a Don Suero Téllez de Meneses, con las dehesas y tierras a su entorno. Pocos años después pasó a manos de la Orden de Santiago. Ya en el siglo XV, durante el reinado de Isabel y Fernando, la fortaleza quedó en absoluto abandono.

El de Rochafrida es un castillo roquero de tipo y destino militares, que posee un recinto amurallado levantado en la roca (denominada dolomía).
La planta del castillo es un polígono irregular de doce lados, forma impuesta por la morfología del terreno, para cubrir y vigilar cualquier recoveco y hueco por el que pudiera acceder el enemigo.

La muralla tiene un espesor de más de 2 metros, y su altura sería también de unos 2 metros. Tiene almenas, y dado lo abrupto del cerro y el buen revoque de la pared con el mortero, la escalada por cualquier lienzo era extremadamente dificultosa. Poseía varias torres, de las que hoy sólo se conserva parte de los muros. El cerro está rodeado por una franja lacustre muy cenagosa de unos doscientos metros de anchura, que hace de auténtico foso. Cuenta además con un puente levadizo sobre el río Alarconcillo. Por todo ello, la fortaleza sería prácticamente inexpugnable, sobre todo por la caballería, que quedaría clavada en el fango ante cualquier intento de ataque.

En el castillo se han encontrado restos arqueológicos que evidencian el origen árabe del castillo, tales como puntas de flecha de hierro, pequeños cuchillos o láminas de sílex, y especialmente pequeñas placas o escudillas forradas de oro, que responden por sus características a un tipo de decoración de origen árabe, en la que los motivos se repiten continuamente rellenando cualquier hueco, como si se tuviera manía a los espacios vacíos. Esta es una decoración geométrica fundamentalmente antiicónica, típicamente árabe.

Al igual que la Cueva de Montesinos la mayor importancia del castillo tal vez sea la literaria, ya que en torno al castillo se encuentran los romances del medievo más antiguos que se conocen, los romances de «Rosafrida» y de «Fontefrida»: Rosaflorida es la dueña del castillo, enamorada del noble Montesinos, y Fontefrida es la fuente que hay a la entrada del castillo.

La información ofrecida en este artículo es el resultado de la recopilación de diversas fuentes como castillosnet y turismocastillalamancha.

El Castillo de Rochafrida

«En Castilla está un castillo, que se llama Rocafrida; al castillo llaman Roca, y a la fuente llaman Frida. «Dentro estaba una doncella que llaman Rosaflorida». A través de éste romance, uno de los más antiguos que se conocen, os presentamos un castillo militar y defensivo, cerca de la Cueva de los Montesinos.

Bienvenidos al Medio de Prensa Digital del Campo de Montiel | Tlf. de contacto: 655 179 530

X